“Urgencia manifiesta” : La figura usada por el municipio para resolver problema de PAE.

Con el anuncio de reanudación del PAE hoy en Villavicencio, el gobierno municipal orientado por Felipe Harman, confirma que se vio obligado a utilizar esta figura para obtener una solución provisional a la situación que se generó por el incumplimiento del operador del servicio del Plan de Alimentación Escolar”.

Según José Abelardo Díaz Jaramillo, nombrado recientemente como secretario de educación municipal, debieron acudir a una urgencia manifiesta para contratar de forma directa y garantizar la atención de 56.923 estudiantes de 156 sedes educativas ubicadas en área urbana y rural de la capital de metense.

Como se recuerda, en el ojo de la Contraloría está Villavicencio, luego que el organismo de control confirmara que es una de las ciudades con mayores incumplimientos del PAE durante el año 2021 y empezó incumpliendo en el 2022.

El contrato anterior terminó el 2 de mayo

Aunque el funcionario insistió en que el contratista había incumplido, la realidad es que si bien es cierto, la firma contratista tuvo problemas de calidad en la entrega de los alimentos, fue sancionada, pero entregó los alimentos hasta el último día (2 de mayo) de vigencia del contrato, fecha en la que el municipio evidentemente no tenía preparada la continuidad en la prestación de servicio.

Terminado el contrato, los más de 56 mil estudiantes se quedaron sin recibir la alimentación escolar hasta que este miércoles 18 de mayo, tras usar la figura de urgencia, se escogió de manera directa a un operador para suplir esta necesidad.

Nuevo operador inicia a medias con PAE

El mismo documento de prensa que publica el gobierno municipal, evidencia que “esta semana se suministrará ración industrializada (refrigerios), y, a partir del próximo lunes se entregará la ración preparada en sitio (almuerzos), para cerca de 10.000 estudiantes de jornada única”.

Es decir, este nuevo contratista tampoco estaba preparado para iniciar hoy mismo con todos los requerimientos exigidos en el PAE y por ahora solo lo hará con refrigerios  y no con los alimentos servidos en caliente en cada institución educativa.

No hubo prórroga del anterior contrato

Según el municipio, “ante la sanción impuesta al operador anterior, por irregularidades en la entrega de los alimentos, lo que no posibilitó la prórroga del contrato, la Administración municipal decretó la urgencia educativa”.

La realidad es que efectivamente el contratista fue sancionado, pero entregó hasta el día 2 de mayo (Día en el que finalizaba su contrato) todos los alimentos del PAE para lo que fue contratado y no aceptó hacer adición o prorrogar este contrato, no estaba obligado hacerlo y ahí es donde al municipio se le generó el problema.

Ante la evidente falta de planeación, ya que este contrato inicial solo fue por escasos 35 días, ahora el gobierno anuncia que con esta figura de urgencia, la operación del PAE se extenderá sólo hasta el 24 de junio para ajustarlo al calendario académico (Ya que inicia la semana de receso estudiantil) y el nuevo contratista identificado como Logística y Suministro Pentágono SAS recibirá un pago de $4.700 millones de pesos.

¿Y después qué?

En diálogo con Tiempo de Noticias, el nuevo secretario de educación, José Abelardo Díaz Jaramillo afirmó que iniciarán hoy mismo con un proceso licitatorio y según el funcionario, el proceso se ajustará perfectamente en las fechas previstas.

Por ahora, los niños tendrán alimentación solo hasta el 24 de junio y si el proceso licitatorio que va a iniciar la Alcaldía de Villavicencio no tiene ningún contratiempo se espera que al regreso de la semana de receso, todo esté listo para retomar el PAE.